El ex jugador de los Chicago Bulls es de las pocas personas en el mundo que se considera “amigo” del presidente de los Estados Unidos y del dictador norcoreano 

Cuando el 12 de junio se celebre en Singapur la histórica reunión entre Donald Trump y Kim Jong-un, una ex estrella de la NBA quizá esté presente, el polémico Dennis Rodman, una de las pocas personas en el mundo que conoce a los dos mandatarios.

Chris Volo, agente de Rodman, dijo que les encantaría ir al encuentro pero que tiene algunos asuntos logísticos que arreglar antes de que puedan confirmar el viaje. 

Volo, quien acompañó al ex jugador de los Chicago Bulls en los cuatro de los cinco viajes que hizo a Corea del Norte, aseguró a The Washington Post que Rodman sería alguien apropiado para esa reunión porque los conoce a ambos.

El ex basquetbolista estuvo dos veces en el programa de televisión de Trump, Celebrity Apprentice, y se reunió en multiples ocasiones con el dictador norcoreano, a quien llama su “amigo toda la vida”.

Creo que ellos estarían muy felices si Dennis está ahí para brindarles apoyo moral“, dijo Volo. 

Según el agente, el dictador norcoreano y Rodman se llevan muy bien porque a ambos les gustan los deportes y la música. “A él (Kim) le gusta Elvis Presley, Frank Sinatra. A Dennis le gusta todo tipo de música, y yo creo que eso fue lo que los unió“.

El primer viaje de Rodman a Corea del Norte fue en el 2013 con los Harlem Globetrotters. Ese mismo año realizó dos visitas más: en septiembre, en la que aseguró que cargó a la bebé de Kim Jong-un y en diciembre, en la que ayudó a conformar un equipo de baloncesto norcoreano que enfrentó en un partido de exhibición a ex jugadores de la NBA como ocasión del cumpleaños del dictador.

Durante ese viaje se publicó un video que causó polémica: Rodman en una cancha de baloncesto, antes o después del partido, le canta el ‘feliz cumpleaños’ a Kim Jong-un. Luego en esa misma visita a Corea del Norte, brindó una entrevista a CNN desde Pyonyang en la que sugirió que un prisionero estadounidense en Corea del Norte mereció estar en la cárcel.

La estrella volvió en el 2017 a Corea del Norte, esta vez para entregarle a Kim una copia del libro de Donald Trump ‘El arte de la negociación’. Esa visita coincidió con la liberación de Otto Warmbier, un ciudadano estadounidense de 22 años que fue llevado a su país en estado de coma y que luego murió.

El amor que tiene la familia de Kim por la NBA es de vieja data. En el 2000, la secretaria de Estado Madelein Albrigh le dio de regalo Kim Jong Il, padre del actual líder norcoreano, un balón firmado por Michael Jordan.

Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí