El juicio al Chapo inspira a Hollywood

0
36

NUEVA YORK — Eric Newman, el productor ejecutivo de la serie de Netflix «Narcos: México», estaba sentado absorto en la sala para el público de la Corte de Distrito Federal de Brooklyn mientras Lucero Guadalupe Sánchez López, ex diputada en México y alguna vez amante del narcotraficante el Chapo, testificó llorosa desde el banquillo.

«Tuve suerte, fue un muy buen día», dijo Newman.

El juicio por conspiración para traficar drogas en contra de Joaquín Guzmán Loera, conocido como el Chapo, empezó en noviembre. Newman dijo que ha sido un «maravilloso libro abierto» para él y su equipo; viajó a Nueva York solo para presenciar de manera directa el proceso. «Escuchar a esta gente hablar en persona es impresionante».

Ha habido muchos «buenos días» en el juicio al Chapo en Brooklyn; eso es, para quienes están en busca de material para un guion. Durante más de diez semanas de testimonios, 56 testigos convocados por la fiscalía describieron en detalle todas las andanzas de el Chapo y del Cártel de Sinaloa el cual es acusado de encabezar: los métodos que usaba para traficar toneladas de cocaína, los homicidios sangrientos que habría ordenado y la dinámica y relaciones dentro de la organización delictiva, casi salidas de Juego de tronos.

Pero el juicio también ha tenido diversos momentos absurdos. Entre ellos, la declaración de Sánchez López sobre que el Chapo evadió la captura cuando, él desnudo, huyó junto con ella por un túnel secreto.

Lucero Guadalupe Sanchez Lopez testifica en el juicio al Chapo Guzmán bajo la mirada de la esposa del capo narco, Ema Coronel (REUTERS/Jane Rosenberg)

Lucero Guadalupe Sanchez Lopez testifica en el juicio al Chapo Guzmán bajo la mirada de la esposa del capo narco, Ema Coronel (REUTERS/Jane Rosenberg)

Ese día que Newman visitó el tribunal, escuchó el relato de Sánchez López sobre cómo le ponía estampas de corazón y un número cuatro a las bolsas de kilos de marihuana, en referencia al cumpleaños del 4 de abril de su amado Guzmán Loera, y sobre cómo oficiales de la Marina mexicana encontraron bananas de plástico llenas de cocaína en el escondite del Chapo en Sinaloa después de una redada en 2014.

Son anécdotas que probablemente los guionistas de Hollywood no podrían siquiera haberse imaginado.

Y seguramente serán provechosas para el programa de Newman, cuya primera temporada se estrenó a finales de 2018 en Netflix. La serie continúa con la historia empezada en Narcos, que relató en tres temporadas las guerras del narcotráfico en Colombia entre los años ochenta y noventa, con Pablo Escobar como protagonista inicial.

Narcos: México trata sobre el ascenso en los 80 del Cártel de Guadalajara, encabezado por Miguel Ángel Félix Gallardo. En esa historia, Guzmán Loera es un personaje secundario.

Puede que partes de lo contado en el juicio terminen en los guiones futuros de Narcos: México, que aún no comienza la producción de su segunda temporada. Varias personas vinculadas a la serie ya han buscado hacer investigación de primera mano.

«No necesitas que te den permiso para adaptar la historia del narcotraficante más famoso en todo el planeta».

El 28 de enero el actor Alejandro Edda, que interpreta a Guzmán Loera en la serie, se apareció en el tribunal para ver los sucesos del día, lo que le dio un toque más de absurdo a los procedimientos. Después de que los abogados del Chapo le dijeron a su cliente que el actor que lo interpreta en el programa estaba presente, el capo volteó desde su silla en la mesa de enfrente y le sonrió y saludó a Edda.

«No le sonreí de regreso. Fui a mostrarle respeto», dijo Edda, quien vive en México. «Me sorprendió algo. Tiene una mirada muy intensa; sus ojos te dicen mucho. Es un poquito intimidante».

El actor interpretó al “Chapo” en “Narcos”. (Foto: AP Photo/Seth Wenig)

El actor interpretó al “Chapo” en “Narcos”. (Foto: AP Photo/Seth Wenig)

Netflix ya también coprodujo el programa El Chapo, una telenovela sobre la vida de Guzmán Loera que terminó en 2018, y estrenó El día que conocí al Chapo, una miniserie documental en la que Kate del Castillo discute cómo ayudó a pactar la ahora infame entrevista de Sean Penn con el capo para Rolling Stone.

Pero puede que aún haya cabida para más proyectos enfocados en el Chapo, gracias al abundante material que ha salido a la luz durante su juicio. Del Castillo intentó conseguir los derechos para hacer una película sobre la historia de Guzmán, pero Newman dijo que no cree necesario tener que hacer el trámite.

«No necesitas que te den permiso para adaptar la historia del narcotraficante más famoso en todo el planeta», dijo. «Lo mejor es que para que te acusen de calumnia tienen que comprobar que le haces daño a esa persona. Pero ¿qué podríamos mostrar al Chapo haciendo como para que diga: ‘Uy, ahora sí se pasaron, van a manchar mi buen nombre’! Un juicio para ese cargo sí me encantaría verlo».

Newman comentó que conocidos le han dicho que a Guzmán Loera le gustaron las primeras temporadas de Narcos. «No sé si eso es bueno o malo», señaló Newman. «Pero creo que nunca hemos glorificado a estos tipos. Tienen unas vidas increíblemente estresantes por ser tan buscados, o terminan muertos o capturados en un techo».

Tom Fontana, productor de programas de televisión como Homicide: Life on the Street y Oz, dijo que se puede imaginar una serie que esté basada en la vida de uno de los tenientes del Chapo que se volvió testigo cooperante en este juicio.

«Me parece que el Chapo es la misma persona al principio de la historia y ahora. No es como que haya habido un momento en que dijo: ‘Ay, soy un hombre muy malo'», señaló Fontana. «Pero alguien que ha estado metido en todo esto y cambió de parecer, esa es una historia que me interesaría hacer».

Una escena de “Narcos: Mëxico”

Una escena de “Narcos: Mëxico”

Peter Tolan, que se metió a la cabeza de un mafioso para provocar risas con sus guiones de Analízame y Analízate, dijo que le gustaría algo con un enfoque satírico sobre la revelación en el juicio de que el Chapo quería escribir y dirigir su propia película biográfica. «Seguramente hay una versión al estilo de Get Shorty, en la que un productor radical de Hollywood se involucra con este tipo y lo ve como la mejor manera de hacerse rico», dijo, en referencia a la novela de Elmore Leonard que fue adaptada en dos películas y una serie de televisión.

Tolan, Fontana y Newman estuvieron de acuerdo en algo: es mala idea que Guzmán Loera dirija su propia película. «Creo que no va a poder separarse mucho del material», bromeó Tolan.

Newman dijo que la conducta del Chapo en la corte le ayudó a entender el ego del capo. «Es como un circo. Llega y le manda besos a los ilustradores de la corte», dijo Newman. «Realmente parece estar disfrutando todo o de verdad no entiende qué le depara; es prácticamente seguro que será pasar el resto de su vida en una prisión de supermáxima seguridad».

Claro que los mafiosos y narcotraficantes desde hace mucho tiempo han sido personajes que llaman la atención, desde la primera versión de Cara cortada de 1932, inspirada en la vida de Al Capone. Guzmán Loera es parte de esa tradición. «Es un dínamo miniatura», comentó Newman sobre el narcotraficante, cuyo apodo proviene de su estatura.«Es como un personaje de James Cagney latinoamericano».

A diferencia de Cagney en películas como El enemigo público o Al rojo vivo, Edda no es el actor principal en Narcos: México. La primera temporada termina en 1985, cuando el Chapo todavía era un soldado en la organización de Félix Gallardo, interpretado por Diego Luna.

Pero el tiempo que Edda pasa en la pantalla bien podría aumentar pronto. «A estas alturas de nuestra historia es alguien secundario», dijo Newman, «pero seguiremos su ascenso dentro del cártel».

No han descartado la posibilidad de hacer una serie derivada, solo sobre el Chapo. «Cada temporada de Narcos es, de cierto modo, una serie derivada», comentó Newman. «Estamos constantemente saltando a algo derivado de, porque eso es lo que se hace en el mundo del narcotráfico», por la cantidad de muertos.

De cualquier manera, la historia de Guzmán Loera seguirá, en la vida real y en la hollywoodense. «Es una locura, que siga eso hasta hoy en día», dijo Edda. «Nadie podría haber planeado mejor el momento; es perfecto».

Copyright: c.2019 New York Times News Service

Comenta con Facebook

- Publicidad-
Cargando...

Deja un comentario