Un virus ha infectado a cerca de 500.000 routers en los últimos días en todo el mundo, y por ello, el FBI ha pedido que se reinicien para evitar problemas. El malware detectado, supuestamente de origen ruso, permite controlar los dispositivos de manera externa.

“El FBI recomienda que cualquier propietario que cuente con un pequeño router en su hogar o en su oficina apague y reinicie su dispositivo”, escribió el cuerpo estadounidense en un comunicado.

El origen del ataque estaba, tal como informaron, en Rusia, y la idea era producir un bloqueo durante la disputa de la final de la Champions. A pesar de esto, las autoridades rusas negaron cualquier implicación.

Sobre todo, el FBI añadió que los routers más susceptibles a ser infectados por el malware eran aquellos que contaran con una contraseña fácil de descubrir por los hackers.

La investigación realizara por los expertos asoció dicho virus con el mismo que provocó hace meses el colapso en miles de equipos en Ucrania.

Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí