Este miércoles, los 12 niños tailandeses y su entrenador de fútbol, rescatados la semana pasada de una cueva en la provincia de Chiang Rai, darán una rueda de prensa que se retransmitirá en la televisión nacional. Esta misma jornada han abandonado el hospital.

La situación ha conmocionado a la comunidad internacional, que se volcó con las tareas de rescate.

Debido al estado de debilidad de los niños y las condiciones adversas de la ruta hacia la salida de las cuevas, no se les pudo sacar de inmediato.

El riesgo que supone el descenso a la cueva quedó confirmado por la trágica muerte del socorrista tailandés Saman Kunan, de 38 años, quien falleció después de perder la consciencia durante una inmersión a la gruta, a donde llevaba balones de oxígeno.

Los 12 niños y el entrenador, que organizó para los chicos una excursión a una cueva de Tamham Luang Nang Non, se perdieron el pasado 23 de junio. Tuvieron que transcurrir dos semanas para que quedaran a salvo.

Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí