Hoy en día muchos jóvenes no son capaces de afirmar con seguridad que los dominicanos sí tenemos una cultura propia que nos identifica como personas.

Es por esto que es importante destacar que aunque nuestras raíces provienen de la mezcla de tres razas diferentes (indígenas, africanos y españoles), hemos sabido acoplar todas las costumbres y tradiciones de nuestros ascendientes para así obtener las nuestras.

Neoarte es un centro de artesanía que desde 1989 difunde los cimientos de la cultura dominicana. Sin embargo, fue en 1993, con la exposición Neucolor 93 en el Centro Cultural Dominico Americano.

Cuando comienza a trabajar las muñecas sin rostro, una muestra perfecta de que los dominicanos no tenemos rasgos físicos bien definidos.

Henry Crisóstomo, director general de Neoarte, asegura que “cada pueblo tiene una artesanía que lo caracteriza, así los dominicanos tenemos la nuestra de que lejos de ser una simple artesanía hoy en día es un símbolo nacional que para orgullo de los mocanos las podemos considerar como un producto marca región”.

Elaboración del producto
Esta artesanía es elaborada por un grupo de mujeres humildes de origen rural, quienes dicen sentirse identificadas con el producto, ya que lo han asimilado como parte de su cultura y en ocasiones les colocan los colores y elementos que ellas mismas consideran pertinentes.

Para llegar al resultado final, primero hay que pasar por todo un procedimiento que el director del centro explica detalladamente: en el boleo el artista convierte la masa de barro en un cilindro, en el torneado le da forma y volumen para así crear el cuerpo; en el proceso de modelado se le colocan los brazos y sus detalles y, por último, el proceso de pintura, donde el artista se esmera mezclando los colores que dan alegría a la muñeca, con tonalidades que imitan lo raro de nuestra naturaleza.

Accesorios originales de la muñeca
Las muñecas sin rostro se caracterizan por estar haciendo una acción típica del campo; puede ser recogiendo frutas en macuto, flores o llevando un libro en forma de Biblia para las iglesias. Es por esto que los detalles que lleva la obra de arte son muy importantes.

HISTORIA DE ESTA ARTESANÍA 
Aunque en los años 70 ya se utilizaba para el moldeado del cuerpo una botella, lo que impulsa a la muñeca sin rostro es la introducción de una máquina de uso simple, como parte de una iniciativa conjunta de la Asociación para el Desarrollo de la Provincia Espaillat y la Agencia de Cooperación Española para que progrese la comunidad de Higu¨erito.

Su mayor auge surge cuando una diseñadora de origen cibaeño llamada Liliana Mera crea su propio producto, quien por tener un parentesco con el expresidente del país, Salvador Jorge Blanco, recibe totalmente su apoyo.

Comenta con Facebook

Deja un comentario