Remedios naturales para ayudar a contrarrestar la inflamación nasal Hoy en día nuestro medio ambiente se encuentra muy contaminado, por lo cual nos vemos expuestos todo el tiempo a virus y bacterias que atacan nuestro organismo

La inflamación nasal se debe a la hinchazón de los vasos sanguíneos en dicha área. Además de los síntomas que se desprenden de esta condición, también puede resultar muy molesta a la hora de respirar.

En este artículo vamos a contarte un poco más sobre esta afección que ataca a millones de personas en el mundo. También te brindaremos alternativas naturales para combatir los síntomas de la inflamación nasal.

Causas de la inflamación nasal

Esta condición se conoce como vasculitis. Ocurre cuando el sistema inmunitario del cuerpo ataca a los vasos sanguíneos por equivocación. Es el caso cuando nos resfriamos o cuando padecemos alergias: se produce un crecimiento excesivo de bacterias y gérmenes en la cavidad paranasal, lo cual resulta poco beneficioso.

La mayoría de las infecciones de los senos paranasales son virales y desaparecen por sí solas en poco tiempo. Sin embargo, en ocasiones esa infección se intensifica. También puede ser producida por:

  • Abuso de algún medicamento
  • Resfriado común y acumulación de moco
  • Gripe
  • Infección sinusal

También se puede dar el caso de que su procedencia sea desconocida. La vasculitis puede afectar las arterias, venas y capilares.

Síntomas

Cuando un vaso sanguíneo se inflama, puede:

  • Estrecharse y hacer más difícil el paso de la sangre, por lo cual se sentirá un poco de presión en dicha área.
  • Cerrarse completamente, por lo que la sangre no puede pasar. A veces viene acompañada de un poco de dolor.
  • Estirarse y debilitarse tanto que brotan. A este ensanchamiento se le llama aneurisma y, si se revienta, puede causar una peligrosa hemorragia al interior de la nariz.

otros síntomas menos graves son:

  • Resfrío, congestión persistente y goteo nasal
  • Estornudos
  • Pérdida o ausencia del sentido del olfato o del sentido del gusto
  • Dolor de cabeza
  • Ronquera
  • Dolor en los dientes superiores

¿Cuándo es importante acudir a un especialista?

Aunque, por lo general, suele remitir por sí misma, es importante buscar ayuda profesional en los siguientes casos:

  • Cuando se acompaña de una tos que dura más de 10 días, o que produce moco amarillo verdoso o gris.
  • Si los síntomas anteriores duran más de 2 semanas
  • Cuando hay secreción nasal con fiebre.
  • Si se presenta hinchazón de la frente, los ojos, un lado de la nariz o las mejillas que se acompaña de una visión borrosa.
  • Al presentarse secreción en la nariz que huele mal, que proviene de un solo lado o es de un color diferente al blanco o amarillo.

Remedios naturales para la inflamación nasal

Vinagre de manzana

Rico en ácidos naturales y antioxidantes, el vinagre de manzana es un ingrediente antifúngico, antiviral y antiinflamatorio que ayuda a combatir los problemas respiratorios asociados con la aparición de la inflamación nasal.

Ingredientes

  • 3 cucharadas de vinagre de manzana (45 ml)
  • 1 taza de agua (250 ml)
  • 2 cucharadas de miel (50 g)

Preparación

  • En un recipiente ponemos a hervir el agua.
  • Cuando el agua llegue a ebullición, la retiramos del fuego y dejamos reposar.
  • Cuando aún esté tibia agregamos el vinagre y la miel y diluimos muy bien.
  • Se recomienda beber dos veces al día, 20 minutos antes de alguna comida.

Cúrcuma

Los compuestos antibióticos y antiinflamatorios de la raíz de cúrcuma pueden evitar la hinchazón de los senos paranasales. La curcumina, su principal compuesto activo, contribuye a detener el crecimiento de los pólipos y favorece el alivio de la congestión y la inflamación nasal.

Ingredientes

  • ½ cucharada de cúrcuma (7 g)
  • 1 taza de agua (250 ml)
  • 1 cucharada de miel (25 g)

Preparación

  • En un recipiente ponemos a hervir la taza de agua.
  • Cuando esta ya esté en su punto de ebullición, la retiramos del fuego.
  • Agregamos la cúrcuma y la miel y diluimos muy bien.
  • La beberemos por la mañana y por la noche.

 Cebolla

Por sus compuestos volátiles con efecto descongestionante, la cebolla es una de las mejores alternativas caseras para el alivio de los pólipos nasales.

Remedios naturales para ayudar a contrarrestar la inflamación nasal en a casa

Ingredientes

  • 1 cebolla pequeña
  • 2 tazas de agua (500 ml)

Preparación

  • En un recipiente ponemos a hervir las dos tazas de agua.
  • Procedemos a cortar la cebolla en trozos pequeños y la agregamos a la preparación.
  • Cuando llegue a ebullición, tapamos la bebida, reducimos el fuego a mínimo, y la dejamos durante 5 minutos más.

Modo de uso

  • Nos cubrimos la cabeza con una toalla, destapamos la olla, e inhalamos los vapores durante 5 o 10 minutos.
  • Si lo consideras necesario, vuelve a hervir el remedio y repite el tratamiento 2 veces al día.

Ajo para la inflamación nasal

El ajo es un excelente antiinflamatorio. Además es antibiótico, lo cualresulta muy beneficioso para calmar la hinchazón y, al mismo tiempo, eliminar las bacterias agrupadas en la nariz.

Ingredientes

  • 1 diente de ajo
  • 3 cucharadas de agua (45 ml)

Preparación

  • Juntamos ambos ingredientes en un recipiente y aplastamos muy bien, hasta que el ajo haya soltado todos sus jugos.
  • Después colamos y llevamos la preparación a un gotero.
  • Debemos poner de 2 a 3 gotas en cada lado de la nariz, en una posición que evite que se salgan.

Las alternativas naturales siempre serán de gran ayuda para aliviar los síntomas de muchas de las enfermedades con las que nos topamos a diario. No obstante, si estas presentan una gran complejidad, debemos acudir inmediatamente a un especialista.

Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí