SANTO DOMINGO. El incendio que el lunes en la noche afectó una nave de la fábrica de colchones La Nacional en Villa Faro no solo dejó pérdidas millonarias a la empresa, sino que afectó vivienda y la salud de familias que viven en su alrededor.

Todavía ayer el humo salía del amasijo de hierro de la nave colapsada por las llamas y los vecinos permanecían en la calle debido a que sus viviendas siguen inundada del olor a humo.

“Aquí nadie ha dormido”, fue la primera reacción Jaime Salas al pedirle que hablara de la situación y mientras habla la gente camina por la calle Ultramar en donde dos casas resultaron quemadas en su totalidad y otras cuatro parcialmente destruidas.

Inocencio Santos mostró su casa totalmente destruida debido a que además de las llamas, fue afectada por el desplome de una pared de más de 20 pies que era parte de la nave.

“Mi familia está en la calle, se nos quemó todo y solamente tenemos lo que llevamos encima”, dijo.

El jefe de los bomberos de Santo Domingo Este, coronel Javier Bueno, explicó que gracias a la intervención de 14 unidades lograron salvar el 75% de las construcciones de la empresa, incluido un almacén de materia prima, un edificio administrativo y tres tanqueros con combustibles. También unas seis unidades mantuvieron a raya las llamas para que fueran afectadas lo menos posible las casas que están pegadas a la nave y cuya pared se desplomó en un lugar. Bueno explicó que los bomberos del Distrito Nacional colaboraron con una unidad y la Corporación del Acueducto y Alcantarillado de Santo Domingo (CAASD) se mantuvo toda la noche enviando camiones, además de que otra empresa aledaña les facilitó agua de una cisterna de 200,000 galones.

Indicó que el equipo técnico investiga las causas del incendio.

Noticias Relacionadas

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí